+34 961 855 850 info@albogarden.com

Cómo podar las Hortensias

Cómo podar las Hortensias

Cómo podar las Hortensias es una de las preguntas frecuentes en el mantenimiento de esta extraordinaria planta de flor y jardín.

Existen más de 100 especies de Hortensias (Hydrangeas) repartidas por todo el mundo, pero es la Hydrangea macrophylla del sur de Japón… la de hojas grandes, la más popular en España.

Aunque en su Centro Comercial de Jardinería Albogarden en Valencia la comercializamos durante todo el año, su mayor época de venta se centra entre los meses de marzo y mayo.

Destacamos el cómo podar las Hortensias porque esta pregunta se nos hace precisamente en invierno, cuando en realidad, es precisamente esta época cuando no se deben de podar.

Por desconocimiento de sus características botánicas, la poda de las Hortensias se tiende a realizar en invierno o primavera, cometiendo uno de los mayores errores. La poda debe de realizarse en España a finales de verano.

El motivo es que las Hortensias necesitan un reposo invernal para su inducción a floración. Con la llegada de los fríos, durante los meses de invierno, pierden todas sus hojas y sus yemas apicales comienzan a engordar de forma relevante. Si como curiosidad abrimos mediante un corte longitudinal estas gruesas yemas antes de su brotación, podremos observar como en su interior y con aspecto miniaturizado, se han formado sus hojas y botones florales.

Plantas de Hortensia

Por lo tanto, cuando comienza su brotación primaveral… la Hortensia sólo ‘pone en escena’ la parte foliar y de floración que ha ido formando mientras todo parecía indicar que la planta estaba invernando y que nada pasaba en ella.

Así, si cortamos estos tallos en invierno o principios de primavera mediante la poda, lo que en verdad estamos haciendo es eliminando toda su floración y forzando a la planta a que vegete de forma abundante. Con ello conseguimos, grandes masas de hortensias con escasa floración.

Cuándo y cómo podar las Hortensias

A la pregunta de cuándo podar las hortensias, la respuesta es:

  • Poda fuerte de formación: finales de verano o principios de otoño.
  • Poda de mantenimiento: durante el verano.

El podarlas a finales de verano o principios de otoño es una estrategia técnica para conseguir plantas más compactas y floridas.

Al podarlas en esta época, las Hortensias comienzan una nueva brotación ya que todavía gozan de buen tiempo. Pero pocas semanas después, bajan las temperaturas y las Hortensias paralizan su desarrollo para comenzar su etapa de reposo invernal. Con ello sus nuevos tallos se quedan relativamente cortos, de unos 10 a 25 centímetros y compactos al suelo. Con la llegada de la primavera, la planta brota y sus nuevas hojas ‘visten desde abajo’ evitando el indeseado aspecto llamado ‘efecto escoba’.

Plantas de Hortensia

En cuanto a la altura del corte de esta poda, recomendamos realizarla a unos 5 a 10 centímetros del suelo. Con ello conseguiremos que las plantas broten desde su base y conseguir así Hortensias de portes arbustivo y muy frondosas.

Las podas realizadas tras la floración, van orientadas a su mantenimiento, eliminando ramas dañadas o rotas, de crecimiento fuera de los espacios establecidos, etc.

Si realizamos correctamente su poda, tendremos Hortensias con floraciones espectaculares.

» Ante cualquier duda sobre cómo podar las Hortensias, solicite asesoramiento a nuestro personal especializado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *