+34 961 855 850 info@albogarden.com

Para disfrutar de los espacios con plantas Elementos auxiliares

Existen una serie de labores a las que atender si quieres disfrutar de espacios con plantas, espacios que pueden ser desde grandes jardines a una sola planta.

Digamos que seis son las principales labores que se hacen en jardinería: Plantar, regar, abonar, eliminar malas hierbas, podar y controlar las plagas y enfermedades.

Para todas estas labores necesitamos ‘elementos auxiliares’ para la jardinería.

Elementos auxiliares para plantar

Para que la planta se desarrolle bien, hay que darle su espacio de acuerdo a su tamaño. En este apartado se agrupan las macetas, jardineras, los sustratos, los abonos orgánicos, los tutores… como elementos auxiliares para la plantación.

También en nuestra sección de Bulbosas y Semillas encontrarás semillas de césped, ecológicas, hortícolas y ornamentales, con todo el asesoramiento que se necesita, además de poner en tu mano sólo productos certificados y controlados de tal forma que el proceso productivo se inicie de la mejor forma.

Elementos auxiliares para regar

Para saber lo que una planta necesita en cuanto al riego hace falta observar mucho. Aquí no vamos a decirte cómo regar, pero sí lo que necesitas para hacerlo, que no es solamente agua.

Dependiendo de los cultivos y de la extensión hay todo un mundo en cuanto a sistemas de riego, desde una regadera a un aspersor programado.

Regaderas, mangueras, tuberías, aspersores, programadores de riego para controlar el riego por goteo, riego subterráneo, riego con cintas de exudación, hidrojardineras, etc. son elementos auxiliares para el riego.

Elementos auxiliares para riego

Elementos auxiliares para abonar

Durante toda la vida de la planta debes aportarle algún tipo de nutriente (abono). Estos los encontrarás de forma orgánica (como el estiércol, mantillo, compost, humus, guano) aunque este tipo de abono es mejor utilizarlo mezclado con la tierra en la plantación. Este tipo de abono se realiza en otoño-invierno extendiéndolo en el suelo y mezclándolo con una azada con la tierra.

Tenemos los abonos de liberación lenta, que los puedes encontrar en gránulos y que dos veces al año (primavera y otoño) se esparce un puñado de gránulos en la base de las plantas. Con el aporte del agua, ellos van liberando los nutrientes.

Los fertilizantes inorgánicos tienen a su favor, por lo general que son más baratos y actúa de forma más rápida. Dan un aporte nutricional puntual para las necesidades de la planta en un momento determinado. Los hay en forma sólida y líquida y se aportan en el riego, mediante regaderas, pulverizadores, etc.

Elementos auxiliares para eliminar malas hierbas

Las denominadas ‘malas hierbas’ restan espacio y nutrientes a nuestras plantas favoritas, por eso hay que eliminarlas. Si se trata de poca cosa, se hará de forma manual, pero si es una gran extensión, existen los llamados herbicidas, de los cuales también está la versión ecológica.

En macizos, rocallas, caminos, se suele colocar una malla antihierba antes de la plantación y sobre esta, algún tipo de árido o corteza que le da un acabado estético.

Tijera de poda

Elementos auxiliares para podar

Los árboles, arbustos, trepadoras, se podan en invierno, pero a lo largo del año podemos realizar también intervenciones ligeras para eliminar elementos indeseables como ramas rotas, flores o frutos pasados, etc.

Los setos, en especial los formales precisan al menos dos recortes mínimo al año para mantenerlos perfectamente perfilados.

Las plantas vivaces, las de temporada, las aromáticas… si recortamos las puntas de los brotes favoreceremos el desarrollo de los tallos laterales formando plantas más compactas, ramificadas y fuertes y con más flores.

En este apartado como elementos auxiliares para la poda entran tijeras de podar de una y dos manos, serruchos, pértigas con sierra manual o mecánica, sierra de arco, serpeta, hachas de poda, motosierra, cortacésped, cortasetos, desbrozadoras, cuñas, hoces, guadañas,…

Elementos auxiliares para el control de plagas y enfermedades

Nosotros llamamos a esta sección coloquialmente ‘La farmacia vegetal’. Si cultivas tus plantas correctamente, con su riego, abono, luz suficiente, etc., estarán fuertes y vigorosas y serán mucho más resistentes a los ataques de plagas y enfermedades.

Debemos inspeccionar con frecuencia las hojas para descubrir la presencia de parásitos o cualquier signo de enfermedad. Cuanto antes los descubramos, más fácil será su control.

Entre los productos fitosanitarios los hay para combatir insectos (insecticidas), ácaros (acaricidas), moluscos (molusquicidas), roedores (rodenticidas), hongos (fungicidas), malas hierbas (herbicidas), bacterias (antibióticos y bactericidas). También los defoliantes, desecantes, coadyuvantes y las sustancias reguladoras del crecimiento vegetal o fitorreguladores.

Albogarden tiene un compromiso con el respeto hacia el medio ambiente, siempre ofreciendo productos de calidad para lograr la satisfacción de los clientes. Por ello pone también a vuestra disposición una gran variedad de productos ecológicos, para que también podáis prevenir y tratar enfermedades de las plantas, de forma 100% natural.

Farmacia vegetal

Elementos auxiliares para la decoración

Los elementos de decoración son artículos vinculados no sólo con la naturaleza y la vida en el jardín, sino también como elementos de interiorismo que conectan con el buen gusto en recrear ambientes llenos de sensibilidad.

En la zona del vivero podrás encontrar nuestra selección de productos de decoración y regalo, destinados para hacer más agradable el entorno en el que se habita.

Recordemos que el jardín, ya es considerado una “habitación” más de la casa.