+34 961 855 850 info@albogarden.com

Hibiscus rosa-sinensis, la Rosa de China

Hibiscus rosa-sinensis, la Rosa de China

Sin duda alguna, el Hibiscus rosa-sinensis, también conocido como Rosa de China, es un uno de los arbustos de flor más frecuentes en los jardines mediterráneos.

Su nombre popular delata su origen… China, aunque actualmente es una de las plantas que podemos encontrar por todo el mundo, allá donde el clima sea cálido y de inviernos suaves, como sucede en nuestra zona.

El Hibiscus rosa-sinensis es un arbusto o arbolito de hoja perenne, que alcanza fácilmente los 2 ó 3 metros de altura si lo dejamos crecer sin podar. Sus hojas son de ovadas a anchamente lanceoladas, de color verde oscuro con aspecto brillante y con los bordes más o menos dentados según la variedad.

Aunque la venta Hibiscus rosa-sinensis se centre normalmente entre los meses de mayo a octubre, en su Centro Comercial de Jardinería en Valencia Albogarden, puede encontrarlos durante todo el año en un amplio surtido de variedades y en diversos tamaños de contenedor.

Flor en capullo de Hibiscus rosa-simensis

Su gran atractivo reside en sus grandes y llamativas flores solitarias en forma de embudo. Si bien hasta hace poco tiempo, el color más popular era el rojo de flor simple, actualmente disponemos de un variado surtido de colores como los amarillos, rosas, anaranjados e incluso en flores semidobles y dobles.

Recomendamos que se planten en la zona soleada y resguardada del jardín ya que de esta forma, su floración será continua prácticamente durante todo el año.

Requiere un suelo fértil, húmedo, bien drenado y rico en materia orgánica. Si es muy arenoso o excesivamente arcilloso, podemos mejorar su calidad incorporando a la tierra del jardín un sustrato de plantación, en una proporción del 20 al 50% según las características del suelo inicial.

En cuanto al riego, procuraremos mantener una humedad constante en el suelo sin llegar al encharcamiento.

Para su correcta fertilización, abonaremos con un abono universal complejo líquido, una vez a la semana durante los meses cálidos del año a la dosis más baja recomendada por el fabricante. Y una cada 15 ó 20 días en invierno a la dosis más alta.

Flor roja de Hibiscus rosa-sinensis

En cuanto a las posibles plagas del Hibiscus rosa-sinensis o Rosa de China que se pueden presentar son el pulgón, la mosca blanca y los ácaros las más habituales. Las dos primeras las combatiremos con insecticidas y si pueden ser de tipo sistémicos mucho mejor. En cuanto a los ácaros, los controlaremos con acaricidas, procurando mojar perfectamente también el envés de las hojas durante el tratamiento. En todos los casos es conveniente realizar los tratamientos a primeras o últimas horas del día y nunca en las horas de mayor insolación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *