+34 961 855 850 info@albogarden.com

Sansevieria cylindrica

Sansevieria cylindrica

Hoy nos centramos en la variedad de Sansevieria cylindrica, una planta que puedes encontrar en nuestra sección de plantas de interior, curiosa y elegante por su porte y por la forma de sus hojas totalmente verticales y cilíndricas.

El género Sansevieria sp engloba unas 130 especies, unas más vigorosas que otras, pero todas ellas crean formas curiosas con sus hojas.

El consumidor, en especial el joven, ve en este tipo de planta el complemento ideal para que se integre a la perfección en las decoraciones modernas, aunque puede adaptarse a cualquier ambiente aportando también calidez y elegancia. La apariencia ornamental de esta planta, se ve reforzada si la introducimos en un atractivo macetero de cerámica.

En algunas como la que nos ocupa, hay una marca comercial patentada: Sansevieria cylindrica ‘Spaghetti Velvet Touchz’, con la peculiaridad de que sus hojas están teñidas en las puntas con tintes vegetales aterciopelados que ni dañan el medio ambiente ni la planta, pero si le da un plus especial, donde triunfa el color blanco. Con el tiempo perderá ese color que se ha añadido y seguirá creciendo y aunque las hojas nuevas no tengan color, seguirá siendo preciosa.

Las Sansevierias sp son plantas muy apropiadas para quienes no pueden dedicar mucho tiempo al cuidado de las plantas, pero quieren tenerlas en su hogar, ya que tienen una alta capacidad de adaptación y no requieren apenas cuidados.

Características de la Sansevieria cylindrica

La sansevieria cylindrica tiene su origen en África occidental, desde Nigeria hasta el Congo. Es una planta muy decorativa por la genialidad de sus hojas con ligeras pigmentaciones a franjas de colores verde oscuro con forma de lanzas cilíndricas que pueden alcanzar en su hábitat natural hasta 2 metros de altura, pero en nuestro hogar no superará los 60 cm.

Sansevieria cylindrica en Albogarden
 
Las Sansevierias son plantas muy longevas que crecen de modo vertical, por eso son ideales para la decoración de espacios de estilo moderno. Pertenece a la familia Liliaceae, por tanto es una suculenta y perenne, aunque su peculiar aspecto nos diga lo contrario. Posee unas hojas fuertes y carnosas que mantienen el mismo aspecto durante todo el año.

La floración consiste en unas espectaculares espigas con pequeñas flores rosadas que se produce en verano.

Cuidados de la Sansevieria cylindrica

  • Ubicación: Esta planta puede vivir con poca luz. En climas como el nuestro, se puede ubicar tanto en el interior con buena iluminación, como en el exterior si nuestra zona no sufre heladas persistentes, en semisombra y sin la incidencia directa de los rayos solares.
  • Sustrato: El sustrato adecuado debe ser como el recomendado para cactus y plantas crasas, que es ligero y permeable, lo que evita encharcamientos.
  • Temperatura: No resiste las heladas, temperaturas por debajo de los -2ºC, le causan daños importantes, por lo que en climas templados o fríos se mantiene como planta de interior. Estará mejor en temperaturas que oscilen entre los 13 y los 24°C
  • Abonado: Se aconseja abonarla una vez al mes, añadiendo al agua de riego un fertilizante líquido equilibrado. Desde comienzos de otoño hasta mediados de la primavera prescindiremos del abonado.
  • Riego: No necesitan mucho riego. Le aportaremos agua cuando el sustrato se haya secado totalmente, ya que uno de los mayores problemas de las Sansevierias es el exceso de riego. Siempre retiraremos el exceso de agua del plato o la cubremaceta.
  • Poda: No requiere ningún tipo de poda, salvo ir eliminando las hojas que se desequen para evitar que se conviertan en vehículo de enfermedades parasitarias.
  •  
    Sansevieria cylindrica en oficina
     

  • Transplante: Cuando veamos que lo necesita, sería cada dos años en primavera, debemos tener en cuenta que al retirar la maceta vieja, el cepellón se deshace, por lo que la planta puede sufrir daños, así que se recomienda no quitarla, con lo que eliminaremos la parte inferior de la maceta para que el cepellón quede libre y lo podamos introducir en la nueva maceta rellenando con sustrato nuevo, a la que le hemos incorporado una capa de grava en el fondo.
  • Reproducción: Es una planta de crecimiento lento. Para su multiplicación se puede hacer mediante esqueje de hoja, cortando un trozo de una hoja y enterrarlo hasta la mitad en una maceta, resguardándola hasta que tenga raíces.
  • Plagas y enfermedades: Estamos ante una especie muy resistente, que aún así puede sufrir plagas, enfermedades y fisiopatías que conviene saber identificar.
    En cuanto a fisiopatías nos podemos encontrar:
    ·· Base de las hojas podridas o manchas marrones en las hojas: Exceso de riego o falta de drenaje, así que dejaremos secar el sustrato entre riegos.
    ·· Hojas secas que se marchitan: Falta de riego.
    ·· Bordes de las hojas secos o estropeados: Por encontrarse en un lugar que al pasar se roza. También por exceso de calor o por demasiada ventilación. Hay que tener cuidado con los aparatos de calefacción y los de aire acondicionado.
    ·· Hojas pálidas, con falta de color, blanquecinas: Falta de iluminación.
    En cuanto a plagas, será la cochinilla algodonosa la que la puede debilitar porque se alimenta de la savia de la planta. Con un simple bastoncito de algodón humedecido en agua las podremos eliminar.
    En cuanto enfermedades, hay varios hongos que pueden afectarle, estos son: Botritys, Mildiu, Fusarium y Gloeosporium. Todos se pueden tratar con insecticidas, pero lo importante es controlar el riego.

    Sansevieria cylindrica Spaghetti Velvet Touchz en Albogarden
     

    Curiosidades de la Sansevieria

    En esta planta encontramos dos curiosidades a mencionar:
    Una de ellas acerca del origen de su nombre, en el que algunos defienden que ha sido dedicada al noble napolitano Raimondo de Sangro (Torremaggiore 30/01/1710 – Napoli 22/03/1771), príncipe italiano de Sansevero. Y otros aseveran que en realidad debió llamarse “Sanseverina” ya que Vincenzo Petagna, un botánico italiano que descubrió el género, la mandó para su clasificación al naturalista sueco Thumberg, al que le solicitó dedicarla al conde P. A. Sanseverino de Chiaromonte, pero por un error del naturalista fue llamada Sansevieria.

    La otra sobre la revelación de la NASA, en cuanto que tiene una excelente capacidad de absorber hasta 107 contaminantes atmosféricos, incluyendo el monóxido de carbono y óxidos de nitrógeno. Y por si eso fuera poco, otro estudio realizado por el Servicio de Medio Ambiente Wolverton, también descubrió que la Sanseviera absorbe el formaldehído, cloroformo, benceno, xileno y tricloroetileno, ganándose así la reputación de regenerar el aire, para el síndrome del edificio enfermo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *